EN QUÉ CONSISTE LA NATACIÓN SINCRONIZADA O ARTÍSTICA

La natación sincronizada es un deporte acuático en el que se combina la danza, la gimnasia y la natación. Siempre acompañada de música. Es necesario tener mucha flexibilidad, resistencia física, arte, precisión, resistencia para aguantar la respiración debajo del agua. También es importante trabajar para adquirir las grandes habilidades acuáticas necesarias. Se emplean años y años practicando y perfeccionando la rutina (coreografía). También es conocido como ballet acuático, en el que una o varias nadadoras hacen una serie de movimientos muy sincronizadas. Este deporte acuáticos está bajo la supervisión de la FINA (Federación Internacional de Natación). Es la responsable de establecer las normas que rigen el deporte cada cuatro años.

La natación sincronizada es una disciplina olímpica desde el año 1984. Siendo mayoritariamente un deporte femenino, aunque cada vez lo practican más hombres. En España, por ejemplo, tenemos al gran Pau Ribes. Siguiendo su ejemplo muchos chicos se han animado a abrirse camino en la natación sincronizada o natación artística.

 

HISTORIA DE LA NATACIÓN SINCRONIZADA

La natación sincronizada se extendió alrededor de todo el mundo gracias a la nadadora australiana Annette Kellerman. Fue ella quien realizó una exhibición en Nueva York en el año 1907. A finales del siglo XIX, en 1982, en Inglaterra se empezó a conocer como ballet acuático. Ya en el siglo XX se cambia el nombre a natación sincronizada. En el año 1926 se realizó el primer campeonato de figuras. Durante los años 1933 y 1934 se realizó uno de los espectáculos más llamativos e impresionantes de esa época, las “Sirenas Modernas” y se empezó a conocer como natación sincronizada. Al ver la cantidad de deportistas que practicaban este deporte, unos años más tarde se elaboró un reglamento que regulara y marcara las pautas de esta disciplina. En el año 1955 se incluyó por primera vez la natación sincronizada en los Juegos Panamericanos, ya que fue uno de los deportes más desarrollados de la época en Estados Unidos. Esto provocó un efecto óptimo, y en 1973 fue cuando se empezaron a organizar los campeonatos mundiales. Por fin llegó el momento más esperado, en 1984 participaron las primeras nadadoras de natación sincronizada en los Juegos Olímpicos, celebrados en Los Ángeles.

Todos los campeonatos internacionales de natación sincronizada están organizados por la FINA (Federación Internacional de Natación), y los celebrados en España están organizados por la RFEN (Real Federación de Natación).

 

TIPOS DE COMPETICIONES Y REGLAS DE LA NATACIÓN SINCRONIZADA

Ámbito autonómico y nacional

Hay varios tipos de competiciones, si empezamos por las más básicas nos encontramos con los pases de nivel autonómico y nacional. Ambas tienen el mismo tipo de pruebas, tanto dentro del agua como fuera del agua (sí, fuera del agua también se examinan las nadadoras), aunque el nivel nacional es un poco más exigente. A continuación tenemos la liga de figuras, que se celebra en diferentes fechas. Se hace una media de las puntuaciones y se realiza entrega de medallas. Generalmente en estas competiciones hay 4 paneles en el que en cada uno de ellos se realiza una figura diferente. 2 figuras son obligatorias y son siempre las mismas, y las otras 2 salen a sorteo el cual realiza la Federación días antes de la competición. Una vez ya hemos acabado con las competiciones de figuras, empezamos con las de rutinas: promoción, absoluto y autonómico; cada una de ellas con sus requisitos y características que las diferencian.

Y por último (a nivel nacional) tenemos el Campeonato de España, donde las nadadoras realizan 4 figuras (2 obligatorias y 2 por sorteo, como en la liga de figuras) y por otra parte compiten la modalidad de rutinas.

 

Rutinas técnicas y libres

Las competiciones de rutinas pueden ser diversas. Hablamos de rutinas libres y de rutinas técnicas. Las técnicas requieren un número limitado de figuras marcadas por el reglamento, en un orden determinado y dentro de un límite de tiempo. Lo que más puntúan los jueces es la calidad técnica, ya que es más importante que la calidad artística, en este caso.

En el caso de las rutinas libres, se realiza una coreografía al ritmo de la música. Las nadadoras tienen total libertad para incorporar movimientos y dan un toque personal y artístico.

 

Tipo de rutina según el número de nadadoras

Pueden ser solos, en los que solo participa una nadadora de manera individual. En los dúos, participan dos nadadoras. En los equipos participan un mínimo de 4 nadadoras y un máximo de 8 nadadoras. Y por último tenemos los combos, que solo compiten en modalidad libre. Esto agrupa todas las anteriores, es decir, puede haber un equipo, tres nadadoras, dúos, solos… dentro de la misma rutina, y compiten un máximo de 10 nadadoras. Por otra parte están los highlights, en los que las nadadoras pueden usar material para realizar la rutina, pero esta modalidad no entra en competición.

 

ALGUNOS REQUISITOS Y EQUIPAMIENTO BÁSICO EN SINCRO

Penalizaciones

Está totalmente prohibido que las nadadoras toquen el fondo de la piscina, en caso de que alguna toque, los jueces deberán penalizar al equipo entero. El bañador no debe de tener tela transparente. Cualquiera de estas penalizaciones en una competición puede ser determinante.

 

Equipamiento

El equipamiento necesario para entrenar es un bañador, un gorro, gafas de bucear y el material a utilizar en los entrenamientos como son gomas, pesas, etc. Es según cada entrenadora. En cuanto a la competición, lo necesario es llevar el bañador de competición. También llevar el pelo recogido en un moño y bañado en gelatina (sí, sí, has leído bien, gelatina neutra es lo que llevan las nadadoras en la cabeza) y maquillaje resistente al agua.

Lo más importante que no se nos puede olvidar nunca son las pinzas. Las pinzas son esenciales porque impiden que entre agua en las fosas nasales al hacer las figuras bajo el agua. Para hacer esa cantidad de movimientos con las piernas que ves en la tele, es necesario estar completamente en posición vertical “boca abajo”, y para que no entre agua es imprescindible llevar pinzas.

De hecho las nadadoras suelen llevar unas pinzas puestas y algunos recambios debajo del bañador. Ya que si en medio de la competición se les caen (porque al nadar tan juntas los golpes entre unas y otras son muy frecuentes), rápidamente sacan otras pinzas y se las colocan debajo del agua para poder seguir la rutina con normalidad.

 

POSICIONES Y TRANSICIONES

Las posiciones más básicas y más importantes de la natación sincronizada son las siguientes: estirada, rodilla doblada (conocida como vela), pierna de ballet, doble pierna de ballet, flamenco, tonel, vertical, grúa, encogida, etc.

Estas son las posiciones más básicas que se aprenden en los primeros años de iniciación a la sincro. Una vez se controlan todas las posiciones más básicas, ya se puede ir aumentando el nivel e incluso ir innovando con nuevos movimientos.

 

¿Conoces GLU SINCRO? Si tu sueño es practicar este precioso deporte, tienes que venir a entrenar con nosotras en el escuela mixta de natación sincronizada de Valencia. ¡Así podrás conocer de primera mano todo lo que hemos explicado en este post!.

Leave a Reply